top of page
  • Foto del escritorPrensaFMSantader

696.480 inmigrantes ya se han asimilado a la economía

La mayoría de los migrantes tienen ingresos estables, lo que debería facilitar su inclusión financiera.


Los migrantes requieren productos para pagar servicios esenciales, recibir y realizar pagos y recargar sus celulares.

Para el sector financiero de la nación, el fenómeno de la movilidad migratoria presentó un desafío.

Según el informe “Hábitos de Consumo Financiero de los Migrantes Venezolanos en Colombia: Una Oportunidad para la Inclusión Financiera” de la Asociación Bancaria de Colombia (Asobancaria), los venezolanos se perfilan como una fuerza laboral confiable con planes de permanencia en el país.

“En promedio, estas personas han estado empleadas durante 19 meses.

Además, el informe publicado este mes destacó que el 52 % de las personas eran empleados y contratistas independientes con ingresos estables.

El sindicato examinó la investigación de la Corporación Financiera Internacional (IFC) y la Encuesta Pulso de la Migración del DANE, destacando los diez trabajos más populares que desempeñan los venezolanos: mesero, vendedor ambulante (sin incluir comida), conductor de motocicleta, ayudante de cocina, albañil, albañil y peluquero.

Debido a la informalidad económica, estos extranjeros, según Asobancaria, tienen dificultades para acceder a servicios financieros.

Como resultado, requieren productos que les permitan pagar servicios esenciales, recibir y enviar pagos y recargar sus teléfonos celulares.

incluidos los venezolanos.

Al cierre del primer trimestre de este año había 696.480 venezolanos registrados en el sistema, 66.411 más que los que había (630.069) al mismo tiempo en 2022.

Esta cantidad era de 401.789 hace un año (en el cuarto trimestre de 2021).

Según Asobancaria, la gama de productos financieros disponibles para los migrantes incluye cajas de ahorro para trámites simplificados (CATS), cuentas de ahorro programadas, depósitos electrónicos, créditos, seguros, remesas y transferencias internacionales.

El gremio precisó que al 31 de marzo de 2023 se habían registrado 801.071 productos adquiridos por esta población y distribuidos entre 515.880 usuarios, o el 21% de la población preinscrita en el Registro Único de Migrantes Venezolanos (RUMV) a esa fecha.

La mayoría de los clientes migrantes (61%) utilizan cuentas de ahorro, seguidas de depósitos electrónicos (26%).

Según la unión bancaria, no es necesario crear nuevos productos financieros para la población migrante, como afirma la IFC. Sin embargo, aboga por reevaluar requisitos más acomodaticios para la emisión de tarjetas de crédito.

“El sistema financiero tiene una oportunidad de negocio en volumen de unos $1.425 millones al año, por lo que, según el informe de Asobancaria, las entidades deberían tratar de incluir financieramente a esta población.

El PPT aprobado oficialmente.

Yecenia Dávila Riao, directora de desarrollo humano y talento corporativo de Comercializadora Camdun, reconoció que los migrantes la inclusión financiera ha mejorado.

Hay bancos que permiten una mayor flexibilidad en la apertura de cuentas.

Tocamos puertas para que los inmigrantes tengan las mismas oportunidades que los ciudadanos, como el acceso al crédito.

“Hoy es más fácil abrir una cuenta de ahorro para un empleado venezolano, que obviamente tiene todos los requisitos que exige la ley para poder ser contratado”, dice el fundador de Empaquedora del Norte, Arvey Duque Villamizar.

Solo se solicita el PPT (Permiso de Protección Temporal).

Benlewis Gaviria Rendón, propietario de la panadería La Gran Cosecha, enfatizó la importancia de que el migrante tenga "los papeles en regla" porque "solo con la cédula venezolana es imposible abrir una cuenta".

0 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page