• PrensaFMSantader

COLEGIO DE SAN CAYETANO, PRIMER PLANTEL EDUCATIVO PÚBLICO DE NORTE DE SANTANDER EN VOLVER A CLASES



En el colegio de San Cayetano iniciaron clases bajo el modelo de alternancia con 46 estudiantes del grado 11.

La Institución Educativa Cornejo del municipio de San Cayetano se convirtió en el primer colegio público de Norte de Santander en iniciar clases bajo el modelo de alternancia.

Los estudiantes del grado 11 fueron los elegidos para iniciar este proceso, luego de permanecer por casi un año recibiendo clases virtuales, debido a la pandemia ocasionada por la COVID-19 y que cambió todas las dinámicas y realidades de la sociedad como las formas de enseñar y de aprender.

Los jóvenes asistirán dos veces a la semana, martes y jueves, en el horario de 7:30 a. m. hasta las 11:30 de la mañana, con el fin de evitar que consuman alimentos dentro de la institución.

Ana Julia Castillo Navas, rectora de la Institución Educativa Cornejo, indicó que, desde el año pasado, cuando el Ministerio de Educación Nacional propuso la estrategia de alternancia, docentes y directivos del colegio le apostaron a esta idea para llegar nuevamente a sus estudiantes a través de la presencialidad de manera biosegura. Castillo detalló que, bajo el modelo de alternancia, buscan solucionar algunas situaciones que se han originado mediante la virtualidad, como, por ejemplo, la problemática que se vive en varios hogares cuando los estudiantes llegan con las guías a desarrollarlas, pero los padres de familia “no tienen la capacidad académica, ni la disposición, ni el tiempo para ayudarlos a desarrollarlas”. Asimismo, la dificultad con aproximadamente el 70% de los estudiantes de la zona rural que no cuentan con acceso a internet ni a herramientas tecnológicas como un celular, tablet o computador para desarrollar sus actividades académicas. “Fuera de eso, todos sabemos los trastornos emocionales que ha ocasionado el hecho de que los estudiantes ya lleven un año en sus casas sin poder ir a los colegios”, agregó Castillo. La rectora aseguró que con esta estrategia no solo se beneficiarán los alumnos, sino también los docentes porque con el desarrollo de las clases a través de la virtualidad, “he visto que hay profesores que han tenido que recibir 100, 200 o 300 imágenes en el WhatsApp y yo creo que no hay celular ni ojo que aguante todo eso”. Ejemplo para otros estudiantes Con respecto del por qué seleccionaron a los jóvenes del grado 11 para este proceso, la directiva explicó que al ser los mayores de la institución serán el ejemplo para los compañeros de otros cursos. “Están viendo temáticas en física, matemáticas e inglés que no son fáciles de entender mediante una guía. Tenemos que prepararlos para las Pruebas Saber y por eso consideramos que necesitan más orientación personalizada de los docentes”, mencionó la rectora. Castillo manifestó que de 47 estudiantes matriculados en el grado 11, solo un padre de familia consideró que, debido a una comorbilidad de su hijo, este no volvería a las aulas de clases, sino que continuaría aprendiendo a través de la virtualidad. Química, física, biología, ciencias sociales, inglés y lengua castellana serán las seis asignaturas que se orientarán bajo el modelo de alternancia en el colegio. “Se van a dividir en tres grupos de 15 estudiantes para mantener el distanciamiento social. Ellos van a estar tres horas y en cada hora estarán asesorados por un docente, cada día con 3 asignaturas”, agregó Castillo. Los maestros que dirigirán las clases no poseen ningún tipo de enfermedad o predisposición que pueda poner en riesgo la salud de los alumnos.


Fuente: La Opinión

10 visualizaciones0 comentarios