top of page
  • Foto del escritorPrensaFMSantader

Subsidios a combustibles no se acabarán

Expertos consultados afirman que los subsidios continuarán, pero en menor proporción. La meta del Gobierno Nacional es llevar la gasolina al precio de referencia internacional.


Una vez se alcance la meta con el precio de la gasolina, se comenzará a subir el precio del ACPM. /

Con el precio actual del galón de gasolina, de $13.000, y de mantenerse el ritmo de alzas de $600 mensuales por parte del Gobierno, en cuatro meses (octubre) se estaría alcanzando el valor de $15.500 que se fijó el ministro de Hacienda, Ricardo Bonilla, para equipararse con el precio de referencia internacional.

Sin embargo, las alzas no pararán ahí, porque el funcionario reiteró que luego continuarán con el diésel.

El experto Henry Amorocho Moreno, profesor de Hacienda Pública, Tributación y Presupuesto de la Universidad del Rosario, indicó a La Opinión que el ministro desistió del tope de $16.000 porque ya no prevé una tasa de cambio de $4.640, como lo contempló en el Marco Fiscal de Mediano Plazo.

Amorocho precisó que Bonilla decidió dejar el precio del dólar en $4.100, un promedio que él preveía. “Esta baja, unida al IPC, del cual esperamos que haya un comportamiento entre el 10% y 10,5% a final de año, y a los precios del petróleo, que se espera se dé un valor máximo de 72 dólares, disminuyó la perspectiva en el aumento de la gasolina”.

Respecto a si se acabará el subsidio a los combustibles una vez alcanzadas las metas del Gobierno, otra de ellas llevar el precio del ACPM a $15.000, el experto tributario afirmó que las autoridades “dejarán únicamente el precio interno de los combustibles al fiel reflejo del internacional”.

“En 2024, estimo que habrá muy poca presencia de los subsidios en los combustibles, quedarán un poco que tiene Ecopetrol; pero el esfuerzo del gasto público quedaría por fuera”, subrayó el académico.

El economista Alexander Botello también destacó que, cuando se logre eliminar el déficit en el Fondo de Estabilización de Precios de Combustibles (FEPC), que es de $26,3 billones, seguramente se reducirán los subsidios a la gasolina y ACPM.

En Norte de Santander, región fronteriza que goza también de exención de impuestos, los combustibles cuestan $11.425 (gasolina) y $7.089 (diésel o ACPM), alrededor de $2.000 menos.

Impacto por alza en ACPM

Henry Amorocho recordó que el ministro de Hacienda ha dicho que el alza del

ACPM llevará un ritmo menos fuerte, por el impacto que puede generar en los costos de los alimentos y, a su vez, en los precios de los alimentos.

El economista Alexander Botello recalcó que el incremento continuo de los precios de los combustibles, en el mediano plazo, tiene efectos inflacionarios y puede ser que el sector transporte lidere, en 2023 y parte de 2024, como uno de los jalonadores de la inflación, limitando la tendencia a la baja del IPC general que ha tenido desde hace tres meses.

12 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page